Back to top

5 trucos para organizar el armario de tus hijos

Home / Ideas decoración / 5 trucos para organizar el armario de tus hijos
5 trucos para organizar el armario de tus hijos

Los niños y las niñas son unos expertos en desordenar los armarios de sus habitaciones. Por mucho que los padres se pongan manos a la obra una buena mañana de domingo para organizar el armario de sus hijos, al finalizar la semana ya impera el caos. Calcetines y medias desaparejadas, camisetas mal plegadas, pantalones que terminan por el suelo, accesorios que se pierden misteriosamente… y, al final, el mejor aliado siempre termina siendo esa silla donde se acumulan las prendas de ropa hasta que cae todo el montón.

Para no llegar a ese punto te vamos a dar los 5 mejores trucos para organizar el armario de tus hijos. ¡Es más fácil de lo que piensas!

Barras dentro del armario

Suponiendo que la habitación de tu hijo o hija no tiene uno de esos armarios gigantes con compartimientos de sobra, toca ingeniárselas. Un gran truco es colocar barras a diferentes alturas y profundidades para poder poner la ropa en perchas y aprovechar así el espacio interior.

Bandejas para organizar los cajones del armario

Los cajones del armario forman por sí mismos una anarquía ingobernable. A no ser que uses bandejas como las de BVS, que además de poner orden sirven para darle un toque original. Puede servir para separar piezas como colgantes, pulseras o pendientes y ropa que ocupe poco, como calcetines o braguitas.

Cestos para organizar el armario

Otra parte del armario de tus hijos que suele estar hecha un desastre es la de debajo de todo. Con unos modernos cestos podrás evitar que las cosas estén tiradas por ahí sin ningún tipo de orden. Además, solo abrir el armario destaca lo bonitos que quedan. También es una buena idea poner la ropa sucia en alguno de ellos, ya que te será mucho más cómodo cogerla y tirarla a la lavadora que si estuviese repartida por la habitación.

Selección de ropa

Llega un momento que la ropa se acumula en el armario y no cabe. En lugar de apretar una prenda con otra al máximo, selecciona solo aquellas que tus hijos se van a poner por la época del año que es. El resto de ropa puedes guardarla en otro armario, en la parte de arriba o en el trastero. Si crees que ya no se la van a poner nunca más, no dudes en donarla o venderla.

Haz que a tus hijos les guste su armario

Por último, nuestro consejo es que hagas todo lo posible para que tus hijos vean el armario de la habitación como suyo y tengan la necesidad de cuidarlo y mantenerlo ordenado. Dejarle elegir el modelo que más le guste o poner un aromatizante que desprenda buen olor son ideas que funcionan. Otra que nos encanta es la de poner un bonito espejo en la puerta, para que el niño o la niña se peine o se pruebe la ropa. Si abre el armario constantemente y lo ve hecho un horror, le surgirá la necesidad de ponerle remedio.

¡Comparte!

No hay comentarios

Leave a Comment